logo agrobank

Tu privacidad es importante para nosotros

CaixaBank utiliza cookies propias y de terceros para analizar tu navegación con fines estadísticos, de personalización (p.ej., idioma) y publicitarios, incluido el mostrarte publicidad personalizada a partir de un perfil elaborado en base a tu navegación. Pulsa para tener más información o para configurar o rechazar su uso. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar y seguir navegando”

21 de junio, 2022

El vacuno de carne en España: un bastión para el medio rural, la mujer y el medioambiente

El 40% de la actividad ganadera de vacuno de carne se asienta en municipios con riesgo de despoblamiento

Ganadería

La Organización Interprofesional de la Carne de Vacuno (PROVACUNO) presenta el informe “Análisis del sector vacuno de carne de España”, la mayor y más exhaustiva radiografía realizada hasta la fecha, que permite conocer al detalle en qué punto se encuentra el sector, y que servirá de guía para emprender acciones encaminadas a lograr una mejor vertebración y competitividad del sector.

El informe, presentado en el auditorio del banco Sabadell en Madrid, ha utilizado dos fuentes de información y estadística: el Fondo Español de Garantía Agraria (FEGA), adscrito al Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación (MAPA); y una encuesta realizada granjas tipo repartidas por todo el territorio.

El tamaño de las granjas es uno de los datos que se desprende de este informe donde casi el 99% de las granjas tienen un censo inferior a 400 UGM, y el grupo de tamaño más frecuente se sitúa entre 20 y 50 animales. El 86% de las granjas son propiedad de personas físicas y más del 13% restante pertenece a sociedades limitadas, sociedades agrarias de transformación, comunidades de bienes y cooperativas. Menos del 1% de los titulares son sociedades anónimas.

EL 87% de las granjas de vacuno se ubican en municipios considerados rurales por la legislación española. De ellas, el 29% del total se ubican en zonas Rurales con Riesgo Grave de Despoblamiento, que son los que cuentan con menos de 5.000 habitantes y menos de 8 habitantes/km2, y el 11% del total en municipios considerados rurales en riesgo de despoblamiento porque tienen menos de 20.000 habitantes entre 8 y 12,5 h/km2.

En esas zonas con riesgo de despoblamiento el papel de la actividad de vacuno de carne es esencial, tanto desde el punto de vista económico como social o medioambiental. Este hecho queda demostrado con los datos obtenidos de las encuestas en las granjas: el 91% de los ganaderos vive en la comarca donde se ubica su granja y el 77% de las compras que efectúan los productores se realizan en esas zonas.

Desde el punto de vista medioambiental, es una actividad esencial para el mantenimiento y conservación de nuestros territorios. La base de la alimentación de nuestro modelo productivo son los pastos, complementados con piensos, paja y forrajes. El aprovechamiento de esos recursos naturales, mediante pastoreo, es la garantía del mantenimiento de nuestros paisajes rurales, además de contribuir a desbrozar los montes, contribuyendo a la prevención de incendios.